SierradeCadiz.com. El portal de la Sierra de Cádiz en internet

El consejero de Medio Ambiente, José Juan Díaz Trillo, señaló el 4 de noviembre de 2011 durante una visita a la presa de Bornos que los planes hidrológicos de las cuencas intracomunitarias andaluzas aprobados esta semana por el Consejo de Gobierno” supondrán en los próximos 15 años una inversión de 1.781 millones de euros en esta provincia”. Díaz Trillo  recalcó que la actualización de la planificación hidrológica de las demarcaciones del Guadalete-Barbate y la Mediterránea, junto a la implementación de las medidas propuestas, “logrará mejorar la garantía del suministro, alcanzar el buen estado ecológico de todas las aguas, racionalizar el consumo y ajustarlo a las futuras demandas”. La mayor parte de la provincia de Cádiz se abastece del Distrito Guadalete-Barbate, demarcación en la que residen más de 946.000 habitantes y en la que se prevé una inversión de 1.610 millones de euros en los próximos 15 años para el desarrollo de 254 medidas. La Junta de Andalucía asume en torno al 75% del montante de las inversiones programadas, correspondiendo el resto a la Administración General del Estado. La Consejería de Medio Ambiente ha programado un conjunto de actuaciones prioritarias por un importe de 353,4 millones de euros y a desarrollar antes de 2015.

El consejero de Medio Ambiente, José Juan Díaz Trillo, con Manuel Jiménez Barrios, en Bornos.
El consejero de Medio Ambiente, José Juan Díaz Trillo, con Manuel Jiménez Barrios, en Bornos.

En un comunicado, la Consejería explicó: “Del total de medidas a desarrollar, 69 tienen como objetivo principal reducir la contaminación puntual. Así el plan hidrológico plantea la construcción de 20 nuevas depuradoras junto a la ampliación y/o modernización de otras 31. Entre ellas destaca la construcción de las depuradoras y colectores en Barbate y El Puerto de Santa María, así como la ampliación de las EDAR de Rota y Tarifa.
Del mismo modo, 61 medidas tienen como finalidad la satisfacción de las demandas. En este grupo se incluyen actuaciones que pretenden incrementar los recursos disponibles y mejorar la garantía de suministro a través intervenciones en las conducciones, obras de regulación, obras de conducción y tratamientos de regeneración y reutilización. Destacan en este aspecto la mejora del abastecimiento en la Sierra de Cádiz (100 millones de euros) y la red en alta del sistema gaditano (136 millones).
El plan contempla asimismo un amplio abanico de intervenciones destinadas a la restauración de riberas y cauces pluviales, presupuestado en 45 millones de euros, y otro de defensa contra inundaciones y avenidas con un montante de 170 millones de euros.
Por otra parte, la nueva planificación hidrológica de la Cuenca Mediterránea supondrá una mejora sustancial del servicio y de la calidad ambiental de las aguas en el Campo de Gibraltar, donde está prevista una inversión en torno a los 171,6 millones de euros. Entre las actuaciones previstas para mejorar la garantía del suministro se incluye la instalación de nuevas conducciones generales y depósitos reguladores en la comarca, y el programa para reutilización de aguas regeneradas en las EDAR de La Línea y San Roque para usos urbanos, riegos agrícolas y de campos de golf. Igualmente se trabajará en la modernización de los regadíos de San Martín del Tesorillo y San Pablo de Buceite.
Díaz Trillo ha resaltado que la ejecución de los planes hidrológicos logrará disminuir la vulnerabilidad de la provincia frente a sequías, reducirá la sobreexplotación de acuíferos, consolidará regadíos infradotados, recuperará el buen estado ecológico de los caudales y mejorará la calidad del recurso. Una vez aprobado estos documentos por el Consejo de Gobierno de la Junta de Andalucía esta semana, la aprobación definitiva corresponderá al Consejo de Ministros mediante Real Decreto, tal y como establece la normativa básica de aguas.
Durante su visita, José Juan Díaz Trillo, ha señalado que Cádiz cuenta actualmente con 1.439 hectómetros cúbicos de agua almacenados en sus pantanos, lo que garantiza absoluta normalidad tanto en el abastecimiento como en las dotaciones de riego para los próximos tres años.
Según ha indicado el consejero, Andalucía acaba de superar un segundo año hidrológico especialmente húmedo, con unas precipitaciones por encima de la media singularmente en las cuencas del Guadalete y Barbate. Durante el pasado año hidrológico, que finalizó el 30 de septiembre, la cuenca del Guadalete registró una pluviometría de 776 mm, mientras que en la del Barbate fue de 914 mm, registros que, en ambos casos, superan la media histórica, que se sitúa en 681 mm y 730 mm respectivamente”.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad